Cómo hacer el cambio de armario de invierno a primavera

Muebles y decoración

Ordena bien tu armario de muebles jjp

Los días se hacen más largos. El sol irradia con más fuerza. Los parques se llenan de más color. Y suben las temperaturas. ¡Ya está aquí la primavera! ¿y qué quiere decir esto? ¡que toca cambio de armario! Una tarde ardua y en ocasiones aburrida pero imprescindible si quieres tenerlo todo ordenado y sacarle un mayor provecho a tu armario.

Perchero

Photo by Priscilla Du Preez on Unsplash

Antes que todo, tengas un armario o un vestidor debes saber que esta tarea siempre va a ser imprescindible. Y tanto en tu armario como en la de tus hijos. La gran ventaja del cambio de armario de una estación a otra es encontrar la ropa más fácil y sacarle mayor provecho tanto a ella como a toda la colección de ropa que tenéis en casa. Pero ¿cómo llevarla a cabo sin saturarse?

Haber elegido un armario hecho a medida que se ajuste a tus necesidades seguro que te ayuda en esta tarea. Date cuenta que tendrá el espacio, los estantes y los cajones idóneos para tener toda la ropa ordenada durante todo el año y en pocos minutos tendrás hecho el cambio de una manera sencilla y práctica. No obstante, en Muebles JJP nos preocupamos siempre de ofrecerte soluciones y sabemos cuánto cuesta llevar a cabo los cambios de armario. ¡Toma nota! Y prepárate para esta acción que llevar a cabo, al menos, 2 veces al año en las dos grandes temporadas de frío y calor.

Planificando armario

Cómo ordenar un armario de temporada

  1. Lo primero que debes hacer es vaciar el armario, saca toda la ropa de invierno que tengas, incluyendo también los complementos. Date cuenta que si el armario queda vacío por completo será más fácil llenarlo con la ropa de primavera y verano.
  2. Debes hacer tres montones con esta ropa: la que te vas pones de verdad, la que te pones menos porque quizás es más de vestir y quieres guardar y otra con la ropa que ya no quieres. ¡Acuérdate de donarla a alguna ONG!
  3. Comienza por guardar lo que sí has decidido quedarte pero ojo, déjate a mano prendas por si todavía refresca y debes ponértela, así que un hueco en el armario a la vista nunca viene mal.
  4. Elabora una lista de ropa que, según veas, debes lavar, llevar al tinte o arreglar antes de guardarla. Puedes planificar en tu agenda un día para hacer todo esto a la vez y llevarlo a los profesionales pertinentes.
  5. No te compliques y te retrases. Es decir, esta ropa de primavera y verano que vas a lavar hazlo aparte de la ropa de invierno que vas a guardar porque si no podrás confundirte y terminar aletargando la tarea.
  6. Una vez distribuida la ropa de invierno por prioridades es el momento de ponerte con el armario. Es imprescindible limpiarlo con un trapo y limpiacristales por ejemplo y adornarlo con alguna bolsita aromática para disfrutar de una mayor sensación de limpieza.
  7. Verás que quizás debes hacer otra lista: comprar perchas, cestas o cajas almacenaje porque o bien las necesitas o las que tiene están en mal estado y es imprescindible cambiar. Dedícate otro día a realizar esta compra.
  8. Ahora saca toda la ropa de verano y de nuevo haz esos 3 mismos montones comentados anteriormente. La ropa de verano que no vayas a usarla dónala y nunca la tires al contenedor de basura orgánica.
  9. Cuelga y ordena el resto, ¡no es preciso planchar todo y pasarte horas en casa haciéndolo! No importa que esté arrugada. Conforme quieras ponértelo o piensas que te lo vas a poner si es preciso la lavas o la planchas. No te estreses.
  10. Y una vez esté todo colocado, lavado y planchado, ¡has terminado! Pero ojo ten a mano siempre en tu armario, ropa de entretiempo por si las moscas…

 

 

Te informamos del
PUNTO DE VENTA
más cercano en menos
de 24 horas

Siguiente

Anterior

BUSCA TU TIENDA DE MUEBLES MÁS CERCANA
¿buscas presupuesto para tu próximo proyecto?, rellena nuestro formulario de contacto, recibirás nuestro distribuidor mas cercano a tu localidad.